Muffins de plátano y espinacas

muffins de plátano y espinacas

Hay una especie de ley no escrita en el mundillo de los blogs culinarios que dice que en el Día de San Patricio (patrón de Irlanda) una sólo puede cocinar cosas con Baileys, cosas con Guinness o cosas de color verde. ¿Yo? Bueno, yo no tengo Baileys en casa. Sí tengo un par de recetas muy interesantes de pan de cerveza negra, pero ando muy liada últimamente para hacer pan (así que si os apetece hacer algo con Guinness os recomiendo que echéis un ojo a esta receta de tarta de Guinness y chocolate, que está de muerte). Eso sólo nos deja la repostería verde, ¿no?

Pues más verde, imposible: ¡muffins de plátano y espinacas! Sí, ya, últimamente estoy desmadrada con los ingredientes, pero después de ver que el brownie con alubias sale tan rico, me atrevo con todo. A los cobardes os diré que saben simplemente a magdalenas de plátano y canela, las espinacas se ven pero no se notan. A los veganos, os cuento que estos muffins no llevan huevos ni mantequilla, y la leche se puede sustituir sin problemas por bebida vegetal. A los que tenéis niños, haced como yo: convencedles de que son unos muffins de monstruos (nota mental: apuntar esta receta para Halloween) y que son lo más molón del mundo (teníais que ver a mi enano gritando por el pasillo: “¡Mira, papá, hicimos magdalenas verdes, estamos muy locos!”). Y a los irlandeses… ¡feliz Día de San Patricio!

Receta de muffins de plátano y espinacas
(Para 14 muffins)

120 gramos de harina
120 gramos de harina integral
120 gramos de azúcar
2 cucharaditas de levadura química (tipo Royal)
½ cucharadita de bicarbonato de soda
1 cucharadita de canela
½ cucharadita de sal
40 gramos de aceite de oliva suave o de girasol
180 gramos de leche o de bebida vegetal (de soja, de almendras, de avena…)
180 gramos de espinacas
2 plátanos muy maduros, troceados y machacados con un tenedor.
½ cucharadita de esencia de vainilla

  1. Tamizamos juntos las harinas, el azúcar, la levadura química, el bicarbonato de soda, la canela y la sal. Reservamos.
  2. Con una batidora o una picadora, batimos juntos el aceite, la leche y las espinacas hasta deshacer todas las hojas y obtener un puré verde.
  3. Añadimos los plátanos machacados y la esencia de vainilla y batimos de nuevo hasta obtener una mezcla homogénea.
  4. En un bol grande, con una espátula o una cuchara de madera, mezclamos los ingredientes secos con el puré de plátano y espinacas.
  5. Distribuimos la masa entre los moldes de magdalenas (a mí me salieron 14) y las horneamos unos 20 minutos a 180ºC.

(Encontré la inspiración en The Green Forks)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s