Gofres veganos de manzana (sin gluten)

Con lo que les gustan a mis niños los gofres, y lo bien que me apañan a mí sus cenas entre semana, buscar una receta sin gluten era una de mis prioridades. Decidí empezar por ésta porque es sencilla, tiene ingredientes razonablemente fáciles de encontrar (bueno, vale, la harina de trigo sarraceno no la hay en todas partes, pero tampoco hace falta reunir las dragon balls para conseguir un kilo) y lleva un montón de fruta y ningún ingrediente insano.

De hecho, son los gofres más sanos y ligeros que he hecho nunca. Saben a saludable. La verdad es que me dan ganas de recubrirlos de nata, helado y chocolate, pero eso estropearía un poco el efecto, ¿no?

Sigue leyendo

Gofres de avena y zanahoria

gofres-de-avena-y-zanahoria

Hablemos de la avena. Bueno, no, no hablemos, porque os iba a soltar la típica charla de lo estupenda que es la avena, sanísima y llena de propiedades, pero resulta que aquí una servidora no es nutricionista y, por tanto, no me siento cualificada para hacer este tipo de afirmaciones. Me limitaré a recomendaros que le preguntéis a alguien más formado que yo. ¡Vais a alucinar!

Y yo, que antes pensaba que los copos de avena eran una comida para viejecitos desdentados y desayunos británicos, estoy enganchada, porque he descubierto que vale para casi todo: bizcochos, muffins, barritas de cereales, mueslis y granolas… Incluso gofres, facilísimos de hacer y una de las cenas favoritas de mis enanos. Por cierto, ¿os he dicho ya que no tienen azúcar añadido?

Sigue leyendo

Gofres de calabaza y manzana

gofres de calabaza y manzana

El otro día le comenté a una amiga que me estoy acostumbrando a preparar montones de gofres, congelarlos e irlos descongelando poco a poco para dárselos de cena a los monstruitos y me miró con los ojos como platos. “Está claro que tenemos conceptos distintos de los gofres”, respondió sorprendida. Tenía razón: su concepto de los gofres son ésos que venden en los puestos de la calle, llenos de azúcar crujiente y sobre los que cabalgan montañas de nata montada, helado y chocolate. Mis gofres, en cambio, suelen llevar harina integral, leche o yogur, huevos, fruta o verdura (los últimos que hice eran de zanahoria y manzana y de calabacín) y apenas un par de cucharadas de azúcar para toda la masa. Vamos, una cena bastante completa y saludable para darles una alegría de vez en cuando a dos niños pequeños.

Y como les encantan, y me los piden un montón, me he comprado una gofrera. Aún le tengo que pillar el punto, porque por ahora o me quedo corta con la cantidad de masa o me paso y lo pongo todo perdido, pero supongo que eso es cuestión de práctica. El punto de cocción, en cambio, lo encontré enseguida, y estos gofres de calabaza y manzana estaban estupendos: crujientes por fuera y jugosos por dentro.

Sigue leyendo

Gofres de calabacín

gofre de calabacín

Yo ya sabéis que soy de productos de temporada: calabazas en otoño, fresas en primavera y calabacines en verano. Y como mi suegra me dio un par de ellos fabulosos, y cada vez que nos vemos me vuelvo a casa con una docena de huevos, pues decidí añadir un nuevo capítulo a la apasionante serie “Cómo engañar a tu hijo para que coma frutas y verduras sin darse cuenta” y preparé unos gofres, que hace un montón que no los hacía.

Como todas las cosas que cocino pensando especialmente en los monstruitos, esta receta es bastante sana. A ver, que son gofres, no espinacas al vapor, pero no llevan mantequilla y en cambio tienen harina integral y muy poca cantidad de azúcar. Una pizca de canela y de vainilla en la masa significan que no hace falta añadirles nata ni chocolate para servirlos. ¡Mi enano se comió uno ayer muy contento y ya está preguntando que cuándo los vuelvo a hacer!

Sigue leyendo

Gofres de manzana y zanahoria

gofres manzana y zanahoria

Desayunos saludables: mi nuevo objetivo. A diario no hay problema, tengo el tema dominado. Los fines de semana, si mis monstruitos me lo permiten, se me va un poco más la mano… y de repente me encuentro con que tengo media docena de gofres en el horno o una montaña de tortitas a punto de desmoronarse. ¿Qué puedo hacer cuando mis instintos me juegan estas malas pasadas? ¡Buscar la opción más sana, por supuesto!

Como estamos ya en otoño, os dejo aquí una receta de gofres bien cargados de manzana y zanahoria, con sólo un poco de azúcar y de aceite y nada de mantequilla. Están riquísimos solos, aunque podéis añadir un poco de nata o espolvorearlos con un poco de canela. Además, son muy fáciles de hacer. ¡Hala, ya os he arreglado el desayuno del próximo domingo!

Sigue leyendo